Tomar leche de vaca no produce mocos

Ahora que empiezan a llegar los primeros resfriados me parece oportuno recordar que según la evidencia científica actual tomar leche de vaca no produce mocos.

Os recomiendo leer el artículo de hoy de Bebés y Más El consumo de leche de vaca no produce mocos, en el que Armando hace un repaso de la evidencia científica disponible a este respecto.

Como asesora de lactancia de la Asociación Criar con Apego recibo un montón de consultas en relación a la leche de vaca, y el tema mocos es una bastante frecuente. Entiendo que a algunas personas el consumir leche de vaca o derivados les puede producir síntomas indeseables quizás por ser intolerantes o alérgicos a alguno de los componentes de la leche de vaca (y que ni siquiera lo sepan). Y yo no dudo de que uno de ellos pueda ser el incremento de mucosidad durante un resfriado si una persona en concreto me lo asegura así. Como dice Armando, ¿quién soy yo para contradecir a nadie?

Pero de unos cuantos casos particulares no se puede sacar una conclusión para la población general. Para eso existen los estudios científicos ¿no? El recurso del que yo dispongo para hacer recomendaciones relacionadas con la salud es la evidencia científica disponible y la interpretación que hacen de la misma los expertos. No puedo basarme en casos concretos para hacer recomendaciones generales.

Así que me reitero: tomar leche de vaca no produce mocos en la población de forma general. Si en vuestra casa os gusta la leche de vaca y la tomáis habitualmente no hay por qué dejar de hacerlo por sistema cuando aparecen los resfriados. Si notáis que en vuestro caso concreto os produce algún efecto negativo, pues tampoco pasa nada por dejar de tomarla. Simplemente deberéis tomar algún otro alimento que sea una buena fuente de calcio.

No hace falta sustituir la leche de vaca por ningún otro tipo de leche si no os apetece. Las leches vegetales (soja, almendra, arroz, etc.) simplemente son otro tipo de bebida que podemos tomar si nos apetece beber algo que no sea agua, zumos o refrescos. Pero sobre todo recordad: las leches vegetales jamás pueden usarse como sustituto de la leche artificial que se utiliza en la alimentación de los bebés. La leche artificial (o leche de fórmula) es leche de vaca modificada para adaptarse a las necesidades de los bebés y es lo único que deben tomar en el caso de que sus madres no puedan o no quieran amamantarlos, y siempre que no haya disponible leche materna donada.

 

IMAGEN: Niña bebiendo leche vía Shutterstock

 

Este post tiene 4 comentarios

  1. Susana says: Responder

    Puede que no haya un estudio específico que relacione la leche de vaca y los mocos, pero Harvard la ha eliminado de los alimentos que forman una dieta saludable. Mi pareja empapaba 4 pañuelos al día de tela, ya no, y eso es sólo uno de los efectos secundarios de su ingesta.

    1. Delia says: Responder

      Hola Susana,

      Dices que tu pareja empapaba 4 pañuelos al día y te creo, claro. Se ve que es de una de esas personas a las que le sienta mal la leche de vaca.

      En mi familia somos 5 personas, 4 tomamos leche de vaca y a ninguno nos produce más mucosidad cuando estamos resfriados. La 5ª es que tiene 18 meses y sigue con lactancia materna. Pero no me baso en esto para decir que la leche de vaca no produce mucosidad a la población en general, sino en la evidencia científica, como comentaba en el artículo.

      Respecto a lo que dices de la Universidad de Harvard, no es del todo correcto. En el artículo que he enlazado de Armando, él mismo dice que la Universidad de Harvard incluye la leche de vaca en su “healthy eating plate”.

      Lo que ha sucedido realmente es que en la ilustración del plato han sustituido el vaso de leche que había antes por un vaso de agua, porque quieren potenciar el consumo de agua frente a otras bebidas, y en las recomendaciones han indicado que la ingesta de leche o derivados debe limitarse a 1 ó 2 raciones al día.

      Puedes leer la información que te comento en este enlace http://www.hsph.harvard.edu/nutritionsource/healthy-eating-plate/

      Gracias por comentar :)

  2. Temis says: Responder

    Estoy de acuerdo en lo
    lo que se refiere a la relacion mocos-leche –parece ser
    que depende bastante del individuo. Pero Harvard si ha eliminado la leche de su modelo, sobre todo por su relacion con determinados tipos de cancer. http://www.ecoportal.net/Eco-Noticias/Harvard_elimina_la_leche_y_demas_lacteos_de_la_dieta_saludable#.VB37Ulalc9M.facebook

    1. Delia says: Responder

      Hola Temis,

      ¿Te fías más de la noticia que publica una web, que ha malinterpretado las declaraciones de los expertos de Harvard, que de la información directa publicada en la web de la propia Harvard?

      Vuelvo a poner el enlace a la web de la Universidad de Harvard donde se puede consultar la información sobre su “healthy eating plate”: http://www.hsph.harvard.edu/nutritionsource/healthy-eating-plate/

      Tal como decía en mi anterior comentario, ahí puedes leer que la leche sigue en la dieta saludable, pero ahora se indica que la ingesta de leche o derivados debería limitarse a dos raciones al día.

      Como complemento te dejo un enlace a un blog muy interesante en el que se hace una valoración de lo que los citados expertos opinan sobre el consumo de leche. Curiosamente el artículo empieza con este párrafo: “Pues no, si le han dicho que Harvard ha eliminado la leche de su dieta recomendada, eso no es estrictamente cierto. Lo siento por los anti-lácteos, pero no hay que exagerar.”
      http://loquedicelacienciaparadelgazar.blogspot.com.es/2013/07/harvard-contra-la-leche-desnatada-en.html

      Gracias por comentar :)

LOS COMENTARIOS DAN VIDA A UN BLOG, PARTICIPA CON EL TUYO

Deja un comentario